jueves, 21 de mayo de 2015

ESCRIBIR

Dijo Ray Bradbury: 

«Escribir no es un negocio serio y si empiezas a sentir la literatura como un trabajo, es que se convertirá en basura. Hay que dar envidia con lo que haces.»


Dijo Lobo Antúnez: 

«Tienes momentos muy raros en los que te quedas tan contento con lo que has hecho. 
momentos en los que estás escribiendo y estás llorando. 
tienes momentos muy malos en los 
que no te crees nada de lo que estás haciendo. 
esto es escribir.»


Fotografía de Dariusz Kilmczac-Kwadrart

2 comentarios:

Carlos de la Parra dijo...

Plenos de exactitud ambos.
El único camino para el escritor lograr algo es escribiendo. No puede uno basarse en instantes en que las propias letras van a la Baja pues resulta auto destructivo. Ya ves el caso Hemingway con el severo escopetazo que se atribuyó a que ya no lograba sacar la calidad acostumbrada, aunque ésto lo veo como un desafortunado borrachazo, sabido es que el alcohol y las substancias son malos consejeros.
Pero así mastica la iguana.

Loli Pérez dijo...

Querer y no poder a veces Andrea, proseguir de nuevo, no tirar la pluma, la libreta, las ganas en definitiva.

Un abrazo.